Todo lo que quiso saber sobre Enlace y nunca se le informó

Desaparicion-forzada

Caricatura de Patricio en Educación Futura(http://www.educacionfutura.org/)

Todo lo que quiso saber sobre Enlace y nunca se le informó

Por Eduardo Backhoff Escudero

La Secretaría de Educación Pública (SEP) decidió, en junio de 2013,  suspender la prueba Enlace (Evaluación del Logro Académico en Centros Escolares), en tanto el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE) definiera el futuro de dicha prueba.

Enlace fue un proyecto que impulsó en 2005 el Secretario Reyes Tamez, y que se instrumentó con el apoyo técnico del INEE (a quien yo representé en su momento).

La idea original fue contar con una prueba censal que sirviera para detectar las deficiencias de los estudiantes de educación básica en las áreas de lectura y matemáticas. En este sentido tuvo un propósito eminentemente formativo y pedagógico: se esperaba que los resultados sirvieran para que la escuela y los padres de familia reforzaran las áreas débiles del estudiante, teniendo como referencia el currículo nacional. Congruente con este propósito, la aplicación de la prueba no tenía un control estricto (docentes y padres de familia la supervisaban de manera voluntaria) y las únicas personas que podían acceder a la información de cada estudiante eran el profesor, el director y sus padres, a través de una clave personalizada que les proporcionaba la SEP.

Con la llegada de la administración de Felipe Calderón, la SEP cambió los propósitos originales de Enlace al convertirla en un instrumento de alto impacto sin prever los cambios necesarios para asegurar el control de su aplicación. Fueron dos los nuevos propósitos: 1) servir como componente del programa de Carrera Magisterial (dándole un peso del 20 por ciento para después incrementarlo al 50 por ciento) y 2)  servir como una herramienta de rendición de cuentas de las escuelas, para lo cual se hicieron públicos los resultados de los centros educativos y se elaboraron ordenamientos simples (rankings) de las instituciones.

Las autoridades del sexenio anterior no tomaron en cuenta que al convertir Enlace en un instrumento de alto impacto, económico y social, y al no controlar su aplicación, dejaban el camino preparado para que la aplicación de la prueba se corrompiera, ya que el interés de docentes y escuelas se centraría en que los estudiantes obtuvieran las mejores calificaciones en la prueba, independientemente de que los resultados reflejaran o no el aprendizaje logrado. En estas condiciones son muchas las formas  en que, según la investigación educativa, se puede corromper una prueba. Algunas son muy sutiles y difíciles de percibir, mientras que otras son muy obvias. Entre las sutiles se encuentran:

  • 1) enseñar para la prueba y practicar las respuestas, y,
  • 2) asegurar que los estudiantes de bajo rendimiento no se presenten a clases el día de la prueba.

Entre las formas abiertas de corrupción se encuentran: 1) robar y destruir las pruebas, 2) dar a conocer y distribuir los cuadernillos antes del examen, 3) dictar las respuestas correctas a los alumnos, 4) permitir que los estudiantes se copien y 5) cambiar las respuestas de los estudiantes, una vez que éstos entreguen el examen.

Cuando una prueba se corrompe, como es el caso de Enlace según muestran algunas evidencias, sus resultados pierden toda validez y confiabilidad: en vez de informar a la sociedad la desinforma, en vez de rendir cuentas y transparentar lo que sucede, oculta y disfraza la realidad con datos incorrectos. Una evidencia empírica de que esto le ha sucedido a Enlace son los resultados de 2013, donde los estados de Chiapas, Guerrero y Campeche se ubican en los primero lugares de México, mientras que Aguascalientes y Querétaro se ubican entre los últimos. Otra evidencia es el cambio abrupto a partir de 2009 de la proporción de alumnos con altas calificaciones en matemáticas. Esta información no es creíble, va contra toda lógica y contradice los resultados de las evaluaciones nacionales (del INEE) e internacionales (de la OCDE).

Por esta razón el INEE, con base en sus atribuciones, se propuso estudiar la validez de Enlace y así, en 2015, estar en condiciones de hacer recomendaciones sobre el uso futuro de esta prueba, o de cualquier otra, que pretenda aplicarse censalmente. En este sentido, el INEE juzgó razonable la decisión de la SEP de suspender en 2014 la aplicación de Enlace y esperar a tener los resultados del estudio de validez. Lo hasta aquí expresado permite apreciar que el INEE actuó responsablemente, tanto técnica como socialmente, considerando además que esta prueba cuesta cerca de  200 millones de pesos anuales.

NOTA.- Haga “click” en el siguiente video si desea escuchar al autor de este texto.

enlace_copia-1

Acerca de humbertocueva

Humberto Cueva García se tituló en la Escuela Normal “Miguel F. Martínez” de Monterrey, NL. Profesor de escuelas primarias y secundarias, tiene grado de maestría en Español por la Escuela de Graduados de la Normal Superior , en la cual ha impartido cursos de didáctica y literatura contemporánea. Asesor técnico-pedagógico de la aplicación y seguimiento del Programa de Español en escuelas secundarias de Nuevo León . Desde 1992 es autor de libros de texto de Español para primaria y secundaria editados por la Editorial Trillas. Conductor de talleres de actualización docente a nivel nacional y regional invitado por la SEP de 2006 a la fecha.
Esta entrada fue publicada en Cuadernos de Trabajo, Libros de Texto, Práctica docente, Primaria, Primaria, Proyectos didácticos de Español, Secundaria, Secundaria y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s