Terapia del lenguaje

shutterstock_75757024

Terapia del lenguaje

por Lourdes Pavón Foniatra

La comunicación es la interacción entre las personas, es el intercambio de mensajes en forma intencional y relevante entre un emisor y un receptor de forma consciente a través del lenguaje expresivo y comprensivo, donde interviene el campo cognitivo, físico y fisiológico.

La comunicación integra cuatro estructuras de gran importancia como son: la neurológica, la psicológica, la lingüística y la social, las cuales permiten la codificación y descodificación de los actos comunicativos, o sea, hacen la función de traductor del pensamiento del hombre en palabras.

El profesional en terapia del habla, lenguaje, voz y aprendizaje, también llamado logopeda ( logopedia: Conjunto de métodos para enseñar una fonación normal a quien tiene dificultades de pronunciación), foniatra o fonoaudiólogo, está capacitado en la atención de los trastornos de la articulación del lenguaje, problemas de fluidez, trastornos orales, motores y de la voz, como también del lenguaje receptivo y expresivo y de los problemas de lecto−escritura.

Los terapeutas de esta área tienen como objetivo primordial establecer o restablecer la comunicación lingüística no desarrollada, alterada o interrumpida, en las diferentes dimensiones del lenguaje a nivel semántico (significado de la palabra); pragmático (eficacia, impresión de la palabra); morfosintáctico (formación, coordinación y unión de las palabras para formar las oraciones y expresar los conceptos) y fonológico (voz, sonidos y logos).

Antes de iniciar la terapia se debe hacer una evaluación para determinar el tipo y grado de dificultad que el paciente presenta, y dependiendo del resultado, se elabora un plan de trabajo que debe ser apoyado por los padres. Los resultados arrojados en la evaluación estarán dentro de las siguientes áreas:

  • Alteraciones de la voz: afonía, disfonías.
  • Alteraciones de la audición: hipoacusia, sordera.
  • Alteraciones del habla: disfemias, dislalias, disartria y retraso del habla.
  • Alteraciones de lenguaje: retraso del lenguaje, trastorno específico del lenguaje, afasias, mutismo selectivo.
  • Alteraciones de la comunicación: dificultad en el uso social del lenguaje, trastorno pragmático.
  • Alteraciones de la lectura y escritura: dislexia, alexia, digrafía, agrafia y disortografia en la comprensión lectora, discalculia. Y otras alteraciones que afectan al lenguaje, habla o voz.

¿Qué nos hace pensar que necesitamos de una terapia del lenguaje?

Mutismo: El niño no habla o habla poco al cumplir los 3 años.

− Ininteligibilidad del lenguaje: no se le comprende lo que habla el niño.

− Sustitución de un sonido por otro.

− Omisión o adicción de sonidos al hablar.

− Incapacidad para articular algunos sonidos.

− Afonías frecuentes.

− Tartamudez.

− Retardo o problema con la lectura/escritura, retraso del desarrollo que conlleva retraso cognitivo u otros, vocabulario escaso o inadecuado para su edad.

− Disfagia oral/ trastorno de la alimentación.

− Lesiones cerebrales traumáticas.

Para un mejor pronóstico

Las terapias deben comenzar lo antes posible, ya que los estudios arrojan que los niños que empiezan a los tres años tienen mejor pronóstico, así como los adultos que empiezan su terapia después de un evento. Y su frecuencia depende del grado de afectación. También debemos observar el desarrollo del lenguaje del niño, el cual a los dos años comprende hasta 1,000 palabras y puede usar entre 200 y 300 palabras. De los 3 a los 5 años, comprenden entre 2,000 y 3,000 palabras y su vocabulario expresivo es de 500 a 1,000 palabras.

Debemos evaluar la calidad del: a) Lenguaje receptivo (comprende el lenguaje y adquiere el significado de la palabra). b) Expresivo, permite al niño expresarse por medio de gestos, señas o palabras. Y c) lenguaje articulado, que es la habilidad de emitir sonidos, fusionarlos y producir sílabas, palabras, frases y oraciones que expresan ideas.

No debemos de seguir comentarios sin ningún fundamento, como por ejemplo:…”su papá o mamá habló tarde?” o… “en esta familia generalmente hablan tarde, ya aprenderá”; “cuando vaya creciendo hablará mejor”, etc. Sino que a través de la observación podríamos detectar cualquier problemática y buscar la opinión profesional y empezar una terapia sin pérdida de tiempo y obtener mejores resultados.

http://www.entornointeligente.com/articulo/3993801/La-terapia-del-lenguaje-

 

Acerca de humbertocueva

Humberto Cueva García se tituló en la Escuela Normal “Miguel F. Martínez” de Monterrey, NL. Profesor de escuelas primarias y secundarias, tiene grado de maestría en Español por la Escuela de Graduados de la Normal Superior , en la cual ha impartido cursos de didáctica y literatura contemporánea. Asesor técnico-pedagógico de la aplicación y seguimiento del Programa de Español en escuelas secundarias de Nuevo León . Desde 1992 es autor de libros de texto de Español para primaria y secundaria editados por la Editorial Trillas. Conductor de talleres de actualización docente a nivel nacional y regional invitado por la SEP de 2006 a la fecha.
Esta entrada fue publicada en Cuadernos de Trabajo, Libros de Texto, Práctica docente, Primaria, Primaria, Proyectos didácticos de Español, Secundaria, Secundaria y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s